fbpx

Errores que debemos evitar al buscar empleo

11.10.2019|Blog Candidatos |Raquel AG4pro

Cuando estudiamos y nos preparamos para acceder al mercado laboral pocas veces nos enseñan cómo hacer para que la búsqueda sea efectiva y conseguir ese empleo para el que nos hemos formado ¿verdad? Pensamos, o así lo hemos vivido hasta hace relativamente poco, que enviar el currículum y esperar es el camino. El escenario ha cambiado y, además de tener que considerar otras vías para buscar empleo, podemos aprender de los errores.

 

La búsqueda de trabajo es un trabajo en sí mismo, lo hemos dicho muchas veces, y requiere constancia, disciplina y paciencia. Establecer unos objetivos y un plan es clave para que el proceso sea sostenible ¿Quieres saber cuáles son los errores más habituales entre los candidatos? Evita estos fallos:

 

  • Aplicar a todas las ofertas de empleo. Probablemente no cumplas con todos los requerimientos de todas las ofertas… ¿verdad? Centra tu energía en aquellos procesos para los que estés preparado/a y asegúrate una considerable tasa de éxto. Evita perder tiempo, energía y fututas oportunidades en empresas que, ahora, van a descartar tu candidatura pero a las que puedes acceder en el futuro o a través de otro tipo de vacante.

 

  • Un mal currículum. Un CV mal redactado, con demasiada información, poco estructurado o de difícil lectura, por ejemplo, puede cerrarte la puerta en la primera criba. De la misma manera que una falta de autonocimiento de las propias habilidades o compentecias ¿Sabes cómo hacer un buen CV?

 

  • Creer que el curriculum es el rey. Muchas veces damos al currículum un valor desmesurado descuidando otros aspectos o herramientas muy útiles en la búsqueda de empleo como son el video de presentación (o videocurrículum), una recomendación o una buena carta de presentación. El currículum es básico, sí, pero no centremos toda nuestra energía en tenerlo perfecto para después enviarlo masivamente y quedar a la espera. No. El proceso de selección empieza posiblemente con la entrega de tu currículum pero no termina hasta que firmas un contrato. La entrevista, tu marca personal o tu interés son también muy importántes en esta tarea de buscar empleo.

 

  • Incluir fotos que no corresponden. Ojo con las imágenes o tipo de vídeos que enviamos junto a nuestro currículum. El objetivo es generar una primera imagen de tu perfil profesional a la empresa que valora contratarte ¿Acudirías a entrevistarte en una notaría o despacho de abogados con un vestido de fiesta? Pues no lo hagas con tu CV.

 

  • Mentir ¿A quien no se le ha pasado por la cabeza “adornar” su currículum para conseguir ajustar su perfil al demandado en la oferta? Falsear el verdadero nivel de inglés, dominar más herramientas de las que realmente conoces, alargar el tiempo de permanencia en la última empresa para la que trabajaste o subirte la categoría… Son prácticas, digamos, habituales pero, ojo, porque la mentira tiene las patas cortas… Si mientes en tu formación te descubrirán cuando te pidan que la acredites, lo mismo si mientes con habilidades o competencias dado que puedes tener que enfrentarte a alguna prueba práctica durante el proceso ¡eso por no mencionar que el mundo es una pañuelo! Imagina que mientes con tu nivel de inglés y cuando acudes a la entrevista ésta se realiza precisamente en ese idioma. Peor aún si consigues superar el proceso pero al incorporarte a la empresa quedas al descubierto. Bochornoso como poco. Sé tu mismo/a, con tu verdad, y ves a por ese empleo adecuado para ti en cada momento. Llegarán otras ofertas y otras oportunidades para las que ya estarás preparado/a. Paso a paso.

 

  • Descuidar tu imagen en redes sociales. Las redes sociales, sobre todo las profesionales como linkedin, son de gran valor cuando buscas activamente trabajo. Te ayudan a armar una consolidada marca personal. Sabemos que las empresas de selección las consultan para hacerse una idea más ámplia de quién eres antes incluso de citarte para la entrevista. Pero no descuides tus perfiles en redes sociales especialmente si no configuras adecuadamente el grado de privacidad. Los técnicos de seleccion también acuden a facebook o instagram para intentar conocerte ¡Cuidado con los contenidos que publicas! ¿Necesitas saber más sobre empleo y redes sociales?

 

  • Infravalorar el valor del networking. Los contactos son más importantes de lo que te imaginas, puesto que muchas de las vacantes se cubren gracias a los referidos por otros profesionales ¿Haces algo para cuidar e incrementar tu red de contactos? Tener contactos te permite poder compartir intereses comunes con personas afines a ti o empleos, por ejemplo, entre profesionales de un mismo sector ¿Te ayudamos a entender mejor el networking en el sector jurídico?

 

  • Dar por perdida la batalla antes de empezar. Y nos referimos a la autocandidatura ¿Por qué esperar a que la oferta ideal aparezca en cualquier portal de empleo? ¿Por qué no comunicar a la empresa que estás en proceso de búsqueda? Contactar con el responsable de selección y envía tu currículum ¡quizá les interese ampliar o completar su equipo con alguien como tú! El No ya lo tienes y no pierdes nada por intentarlo.

 

  • No preparar la entrevista de trabajo es otro de los errores más comunes. Los nervios te pueden jugar una mala pasada durante la entrevista de trabajo más si no te has preparados adecuadamente. Antes de acudira la empresa infórmate bien sobre ésta y sobre el puesto de empleo al que aspiras. Consolida los conocimientos de tu proio currículum y practica. Tienes que demostrar que eres el candidato que están buscando y que cumples con todos los requisitos del puesto ¡Te contamos cómo superar la entrevista de trabajo con éxito!

 

  • Tener poca paciencia. Tirar la toalla es uno de los errores más comunes. Nos desmotivamos cuando vemos que los resultados no llegan. Cuando estamos inmersos en la búsqueda no nos acordamos de que el proceso suele ser largo y que es básica una buena dosis de paciencia, además de una buena estrategia. Si tus expectativas son demasiado altas y claramente inalcanzables, acabarás frustrándote porque los resulstados a tu esfuerzos, quizá en forma de entrevista, no llegan. Sé realista. Es posible que tengas que pasar por otros trabajos más adecuados a tu perfil con los que adquirir experincia antes de conseguir el trabajo soñado que, tarde o temprano, llega si no te das por vencido/a.

 

  • No seguir las instrucciones. Es fundamental ajustarse a las indicaciones de la empresa para tener la oportunidad de acceder al empleo. Conoce bien sus requerimientos y procede según se indique. En nuestro caso, para formar parte de la bolsa de empleo AG4pro y tener la posiblidad de acceder a interesantes ofertas de empleo en el sector jurídico, es necesario que el candidato nos envíe su currículum (preferiblemente acompañado de un video de presentación, fotografía y carta de recomendacion si se dispone de alguna) y luego cumplimente el formulario de contacto que facilitamos. Después solo queda esperar y comunicarnos cualquier cambio relevante (si se está o no se está en búsqueda activa, si hay alguna actualización cuanto a formación o experiencia…) ¡Es sencillo! ¿Por qué no hacerlo?

 


* Si quieres trabajar en una notaría, bufete de abogados, gestoría o cualquier tipo de despacho profesional, y crecer con AG4pro, no dudes en enviarnos tu currículum vitae. También puedes seguirnos en LinkedIn o Facebook y estar al corriente de las nuevas oportunidades de empleo suscribiéndote a las alertas.